lunes, 9 de marzo de 2009

Hola a todo lo demás

Yastá. Listo. Ya volví. Eso fue todo, amigos. Cefiní. Chau, piletas. Chau, masajes. Chau Lider, qué nombre raro que tenés. Chau a no saber qué día de la semana es. Chau, hotel con decoración ecléctica. Chau, "menú antiestrés". Chau, turistas holandeses . Chau, vieja ladrona en quiosco. Chau, puesta de sol sobre el río. Chau, frigobar. Chau toallas limpias a toda hora. Chau, brisita colonial. Chau, chau. Chau, por un tiempo bastante prudencial, mamá. Chau, chau, aunque no me gusten las despedidas, chau.

5 comentarios:

  1. Querida enfermita, las despedidas me aterran!!!

    Na, que buen comentario el de Belen!

    ResponderEliminar
  2. ja!!!
    chau mama por un tiempo prudencial es genial
    ge nial

    ResponderEliminar
  3. Bienvenida!
    llamarse Lider es raro raro raro.
    ¿por qué será que la buena vida no dura toda la vida?

    ResponderEliminar
  4. hola, beleeén!


    hola, martiiiín!

    ay, chicos, cómo se siente eso de llevar tilde en el nombre?

    nati, adiviná desde dónde estoy escribiendo en este momento?


    Gracias, alex!
    Imaginate que encima sea el masajista de un hotel de Colonia de Sacramento. Demasiado rarísimo. Me hizo reiki también. Qué locura.

    Dicen que porque si no hay mala vida entonces la buena pierde sentido... pero es todo bullshit (la caca del toro será de no creer?)

    ResponderEliminar

 
Creative Commons License
Esta obra está licenciada bajo una Licencia Creative Commons.