lunes, 1 de junio de 2009

Del otro lado de Rivadavia

Los nombres ya no son los mismos.

2 comentarios:

  1. y los hombres tampoco...
    cruzan la calle y son el contrario a lo que eran del otro lado.
    sería como un cuento de dolina.

    ResponderEliminar
  2. Naa!Iba a seguir con algo asi!
    Pero me agarró miedo. Dan miedo esas cosas a veces. Ser medio Dolina, digo.

    ResponderEliminar

 
Creative Commons License
Esta obra está licenciada bajo una Licencia Creative Commons.